Eltecnoanalista » Hogar » Habitacion » Sábanas térmicas: ¿Cuáles son las mejores del año?

Sábanas térmicas: ¿Cuáles son las mejores del año?

Sentimos decirte que los meses de frío se marchan acercando, con lo que ya nos toca ir edificando un nido calentito en el que albergarnos para pasar el invierno. Como probó una investigación efectuada por el Centro de Investigación de la Universidad Tohoku Fukushi, de el país nipón, «el ambiente térmico es uno de los factores más esenciales que pueden afectar al sueño».

A tenor de este estudio, no se trata solamente de comodidad, sino verdaderamente precisamos una temperatura perfecta para reposar bien. Las sábanas térmicas son una alternativa estupenda para vestir tu cama cara la estación más fría del año y ahora te contamos todo cuanto has de saber para localizar unas idóneas para tu cama y para ti.

Lo más importante

  • Las sábanas térmicas son perfectas tanto para aquellas personas que desean ahorrar en calefacción para aquellas que odian la sensación de meterse en una cama fría.
  • Pueden estar confeccionadas de fibras naturales, como es el caso de las sábanas de franela; o bien de fibras sintéticas, como las sábanas de coralina, de nacarina o bien pirineo.
  • Cuando adquirimos unas sábanas térmicas, debemos tomar en consideración su peso, la calidad de sus materiales y su estilo, entre otros muchos factores.

Las mejores sábanas térmicas: nuestras favoritas

Hay muchos géneros de sábanas de invierno o bien térmicas libres en el mercado y cada una tiene un tacto y unas peculiaridades particulares. Las 3 opciones que te presentamos ahora tienen diferente tejido y estampado, mas presentan una calidad sin variación buena y de esta forma lo acreditan sus abundantes comentarios positivos mandados por compradores anteriores.

  • La mejor sábana térmica para dormir entre peluches: sábanas de coralina
  • La franela que combina con todo
  • La mejor sábana térmica estampada, fantasía de tacto polar

La mejor sábana térmica para dormir entre peluches: sábanas de coralina

Las sábanas de coralina son lo más similar a dormir rodeada de muñecos de peluche. Son de las más gruesas del mercado, y este modelo específicamente tiene doscientos cuarenta g/m2.

Están confeccionadas con tejido de doble cara térmica con un genial desempeño y sorprendente suavidad. Incluye sábana bajera graduable, sábana encimera y funda/s de almohada. Son compatibles tanto con lavadora como con secadora.

La franela que combina con todo

Este juego de sábanas de Burrito Blanco contiene 2 fundas de almohada, una sábana bajera graduable y una sábana encimera. Están fabricadas con algodón cien por ciento y tienen tejido de franela en las dos caras. Su tacto es caluroso y suave.

Están libres en múltiples colores neutros, de manera perfecta combinables con cualquier dormitorio. No precisan de un mantenimiento singular y son capaces para la lavadora.

La mejor sábana térmica estampada, fantasía de tacto polar

En en caso de que estés buscando unas sábanas con un estampado de fantasía, libre en diferentes combinaciones de color y que sean muy calentitas, estas pueden ser una estupenda opción para ti.

Están confeccionadas con un tejido suave, caluroso y transpirable, de ciento ochenta g/m2 y con tacto polar. Pueden meterse en la lavadora a cuarenta °C, mas no deben plancharse ni son capaces para secadora.

Guía de compras: Lo que has de saber sobre sábanas térmicas

Las sábanas térmicas son un tanto como un cajón de sastre en el que en ocasiones se cuelan todo género de sábanas suaves, calentitas, mullidas o bien «de casa de la abuela». Hay bastante desconocimiento pues no todas y cada una de las sábanas que cumplen con los preceptos precedentes son necesariamente térmicas. Ahora, vamos a tratar de solucionar las dudas más frecuentes.

¿Quién precisa unas sábanas térmicas?

Las sábanas térmicas son idóneas para el invierno, en especial si deseas ahorrar calefacción por las noches o bien si la sensación de frío al meterte en cama es superior a ti. Asimismo marchan realmente bien en tiempos cálidos en los que refresca por las noches, mas no tanto para utilizar climatización.
En cambio, no son una buena opción para personas calurosas.

La sensación térmica asimismo depende del sexo. Como apunta Óscar Sans, miembro de la Sociedad De España del Sueño, «las mujeres pierden más calor que los hombres por factores como las hormonas, el menor tamaño anatómico y por tener una tasa metabólica más baja». Por motivos como éstos, las sábanas térmicas son muy convenientes para nosotras, sobre todo a lo largo de la regla.

¿Qué ventajas y desventajas tienen las sábanas térmicas?

Como prácticamente todo en esta vida, las sábanas térmicas tienen ventajas y desventajas. Afortunadamente para las personas frioleras, los beneficios superan sobradamente a las desventajas. Su primordial pro, como vas a poder adivinar, es que nos ahorran el mal trago de pasar frío en cama, mas tienen otras muchas que contamos en esta tabla:

 

Ventajas
  • Su textura es muy suave
  • Por esta razón, son capaces para personas de piel frágil, como pequeños y ancianos
  • Son ligeras, no pesan y no ahogan
  • Se lavan y se secan fácilmente
  • Resguardan del frío y de la humedad ambiental
  • Son termorreguladoras
Desventajas
  • Las variedades más económicas se estropean fácilmente
  • Con frecuencia, están confeccionadas con materiales sintéticos
  • No son convenientes para personas calurosísimas

¿Qué géneros de sábanas térmicas existen?

Las sábanas más buscadas en la temporada de invierno por su desempeño calorífico son las de franela, las de coralina, las de nacarina y las pirineo, ¡no todas y cada una son iguales! Ahora, te explicamos qué peculiaridades tiene cada tipo, qué las diferencia entre sí y cuáles son más indicadas dependiendo del tiempo en el que te toque dormir.

  • Sábanas de franela: Son las más populares, «las de toda la vida». Están compuestas de algodón ―como mínimo, en un ochenta por ciento ― al que se le somete a un peinado mecánico que extrae los extremos de las fibras. Su tacto es suave y ofrecen una buena transpiración. Por norma general, tienen un costo superior al de otros tipos.
  • Sábanas de coralina: Estas sábanas son más modernas, están fabricadas con poliéster y confeccionadas con microfibra. Su tacto es afelpado, como el de un peluche. Resultan muy cálidas, suaves y cómodas. Se secan muy de forma rápida y no requieren plancha.
  • Sábanas de nacarina: Están fabricadas con un tejido de microfibras renovador que está comenzando a entrar en el mercado. Su tacto es exageradamente suave, afín al del terciopelo. No se aconsejan a personas calurosísimas o bien que suden mucho.
  • Sábanas pirineo: Las sábanas pirineo son las propiamente térmicas. Son calurosísimas y tienen un tacto suavísimo. Están confeccionadas con fibras sintéticas, conque no están recomendadas para personas que tiendan a sudar.

 

¿Cuáles son los tejidos más frecuentes para sábanas térmicas?

Como ya te hemos avanzado, las sábanas térmicas pueden ser realmente diferentes entre sí y no todas y cada una sirven para cualquier persona. La primordial diferencia entre ellas es el tejido con el que están confeccionadas, puesto que este está en contacto directo con la piel y es el responsable tanto de preservar nuestro calor anatómico como de aislarnos del frío exterior.

  • Algodón: Con esto nos referimos al tejido de algodón tradicional del que están hechas las sábanas que bastantes personas emplean a lo largo de todo el año. Es transpirable y no se aconseja en tiempos o bien casas friísimos.
  • Franela: Asimismo está fabricada con algodón, mas recibe un tratamiento singular que lo hace más caluroso y suave. Es transpirable, no retiene olores y es capaz aun para personas calurosísimas.
  • Polar: Es el tejido sintético del que están hechas las sábanas pirineo. No pesa nada y resulta muy caluroso. No tiene una buena transpiración, con lo que no es conveniente para quienes tiendan a sudar mucho y generalmente hace bolas con el tiempo.
  • Coralina, nacarina y microlina: Son tejidos modernos elaborados con fibras sintéticas. Su tacto es suavísimo, abrigan mucho y tienen una buena durabilidad. Tampoco son capaces para personas calurosísimas.

 

¿De qué manera se cuidan las sábanas térmicas?

Como ocurre con toda la ropa de cama, la manera en que laves y seques tus sábanas térmicas determinará su vida útil. Es fundamental que leas con atención las recomendaciones de cada fabricante, pues la durabilidad de las sábanas se mide en función de dichas instrucciones. La vida de las sábanas puede verse reducida si no respetas las indicaciones.

Normalmente, las sábanas térmicas no deben meterse en la secadora. Esto no desea decir que vayan a estropearse con el primer secado, mas sí implica que se van a ir estropeando más veloz que si se secaran al aire. De todas y cada una maneras, al estar confeccionadas ―excepto la franela― con tejidos sintéticos, su secado es rapidísimo aun en zonas con alta humedad ambiental.

 

¿De qué manera se lavan unas sábanas térmicas?

No tienes de qué preocuparte pues las sábanas térmicas no requieren cuidados especiales: ni las de franela, compuestas de algodón, ni las fabricadas con tejidos sintéticos. Todas y cada una son simples de cuidar. En todo caso, a fin de que te duren lo máximo posible, te invitamos a que cumplas con las recomendaciones de lavado que vamos a darte a continuación:

  • Puedes lavarlas en la lavadora, mas nuestro consejo es que no superes la temperatura recomendada por el fabricante. Generalmente, las sábanas de franela aguantan mejor el calor que las sintéticas.
  • No utilices suavizante, puesto que quedarían apelmazadas y es precisamente lo opuesto de lo que pretendemos.
  • En el caso de las sábanas de coralina, es conveniente lavarlas separadamente, sobre todo en los primeros lavados, puesto que pueden soltar pelusas que se adhieren a otras prendas.
  • Lo más conveniente, singularmente en el caso de sábanas térmicas sintéticas, es dejar que se sequen al aire. Además de esto, dada su composición, se secan rapidísimo aun en entornos húmedos, como ya mentamos previamente.

 

¿De qué manera determinar la calidad de unas sábanas térmicas?

Depende mucho del tejido con el que estén confeccionadas. Las sábanas de franela de calidad habrían de estar peinadas ―es decir, ser «peluditas»― por las dos caras. La calidad de la franela asimismo se determina por el tipo y el tamaño de las fibras, con lo que te invitamos a que prestes atención a las de aquellos fabricantes que no pasen por alto esta cuestión.

Por su parte, la calidad de las sábanas de coralina, de nacarina o bien pirineo puede determinarse poniéndolas a contraluz y mirando a través de ellas. Cuando trasparentan es pues su calidad no es buenísima, puesto que su tejido no va a estar compuesto por suficientes hilos. Por norma general, la etiqueta señala el gramaje por metro cuadrado, ¡no dejes de mirarla!

 

Criterios de compra

Llegados a este punto, ya vas a tener más que claro que esto de las sábanas térmicas es un planeta. No es extraño que nos procuren vender unas sábanas térmicas sin especificar su tipo, su peso o bien el género de tejido con el que están confeccionadas. En este apartado te presentamos 5 criterios que debes tener presentes en el momento de adquirir sábanas de invierno:

  • Tu termostato personal
  • La calidad de los materiales es importante
  • Sábanas al peso
  • Ojo al tamaño de tu colchón
  • Respeta el estilo de tu dormitorio

Tu termostato personal

En efecto, con independencia de la temperatura de tu dormitorio, tu termostato personal debería determinar el género de sábanas térmicas que adquieras. Como has podido leer previamente, hay sábanas térmicas de fibras naturales y sintéticas. Las primeras son más transpirables; al tiempo que las segundas son más calientes, mas transpiran menos.

En en caso de que seas una persona que tienda a sudar bastante o bien a entrar en calor de forma rápida, te invitamos a que optes por sábanas de franela, que te resultarán menos agobiantes. Por lo opuesto, si vives en un tiempo friísimo y no sudas sencillamente, las sábanas sintéticas ―como lasde coralina, nacarina o bien las pirineo― pueden ser una buenísima opción.

La calidad de los materiales es importante

Ya hemos hablado en apartados anteriores sobre de qué forma determinar la calidad de los materiales. Evidentemente, este factor afecta a el coste de las sábanas, mas asimismo aumenta la durabilidad de estas. Nuestro consejo es que optes por lo mejor que puedas dejarte, puesto que te dejará ahorrar en calefacción, en ropa de cama y en repuestos de sábanas.

La calidad es particularmente esencial cuando charlamos de sábanas sintéticas. Unas sábanas de franela de mala calidad pueden no ser lo suficiente cálidas o bien generar «bolitas» en poco tiempo; no obstante, unas sábanas sintéticas de mala calidad te van a hacer sudar, no te dejarán reposar bien e inclusive pueden provocar salpullidos en las pieles más sensibles.

Sábanas al peso

La calidad de las sábanas asimismo puede determinarse por su peso, que se mide en gramos por metro cuadrado. Cuanto más pesen las sábanas, mayor va a ser su potencial calorífico. Unas sábanas de franela de calidad deben pesar cerca de ciento setenta g/m2. Las sábanas pirineo tienen un peso levemente superior a las de franela, al paso que las de coralina rondan los doscientos cuarenta g/m2.

Más allí de lo cálidas que sean, asimismo debes tomar en consideración tu resistencia al peso. Hay personas que duermen mejor cuando están cubiertas por una capa «consistente», al paso que a otras personas les molesta dormir con demasiado peso encima. Caso de que seas de este segundo tipo, nuestra recomendación son tejidos sintéticos ligerísimos, como el polar.

Ojo al tamaño de tu colchón

¿Día a día debes ajustar las sábanas de tu cama? En tal caso, es posible que el inconveniente sea que no son del tamaño adecuado para la altura, el ancho o bien el largo de tu jergón. Las sábanas de tamaño conveniente encajan como un guante en cama, quedan más estéticas y cumplen mejor con su función, con lo que mejoran la calidad de tu reposo.

A menudo, cuando adquirimos un nuevo juego de sábanas, nos concentramos en el ancho y el largo del jergón, mas pasamos por alto su altura. Si bien las sábanas bajeras graduables dan bastante margen, asimismo es cierto que tienen un límite. Cuando el jergón de tu cama tiene una altura notable, lo mejor es que optes por sábanas con bolsillos más profundos.

Respeta el estilo de tu dormitorio

Aunque este tejido nos recuerde un tanto a las casas de nuestras abuelas, ni tan siquiera cuando adquirimos sábanas de franela debemos conformarnos con diseños hastiados o bien pasados de tendencia. En nuestros días hay en el mercado tantas opciones, tanto estampadas como en colores sólidos, que no tienes más que buscar un tanto para localizar unas que encajen con tu dormitorio.

Las sábanas térmicas de tejidos sintéticos asimismo son variadísimas entre sí. Si bien frecuentemente son más coloridas que las de franela, asimismo es posible hallar colores sólidos en tonalidades neutras que combinan perfectamente con cualquier estancia. Nuestra recomendación son los diseños tradicionales, que no pasan de tendencia y de los que es complicado fatigarse.

Resumen

Los meses más fríos del año están a la vuelta de el rincón y semeja que cada vez apetece más sepultarse entre las mantas y las sábanas de una cama mullida y calentita. Las sábanas térmicas, de las que te hemos hablado en el artículo, son una ayuda estupenda en el caso de que vivas en un tiempo desagradable, de que desees ahorrar en calefacción o bien de que seas friolera.

Hace no muchos años, únicamente existían las sábanas de franela, mas hoy día hay muchos géneros de sábanas térmicas y cada una se amolda a unas necesidades o bien a un género de persona. Las sábanas de franela son ideales para aquellas personas que tienden a sudar en cama, al paso que las sábanas sintéticas son capaces de hacer entrar en calor a cualquiera.

¿Te animas a probar las sábanas térmicas este invierno? Cuéntanoslo en los comentarios y comparte nuestra guía en tus redes sociales caso de que te haya resultado interesante.

Deja un comentario